lunes, 20 de agosto de 2018

POST Nº 500; LAS MEJORES DECORACIONES DE LA F1


Para celebrar el Post nº 500 os propongo vuestra colaboración para decidir entre todos los visitantes no el mejor monoplaza de F1, ni el mas rápido, ni el mas victorioso o el más innovador desde el punto de vista tecnológico

Tan solo os invito a dejaros llevar por los sentidos y votar en la sección de comentarios por la librea más bonita. 

Por supuesto si no está en este listado podéis proponer el monoplaza con la mejor decoración a vuestro juicio y me comprometo a subirlo al post.


McLaren-Ford (1969)

MATRA ELF - FORD (1969)

TEAM BRM YARDLEY, (1970)

SHADOW UOP, (1975)

BRABHAM MARTINI, (1975)

BRABHAM ALFA ROMEO - MARTINI, (1976)

FERRARI - AGIP, (1977)

LOTUS - JOHN PLAYER SPECIAL, (1978)

ARROWS FORD- WARSTEINER (1979)

LIGIER  MATRA- GITANES TALBOT, (1981)

LOTUS ESSEX, 1981

RENAULT F1- ELF (1983)

BRABHAM BMW -  PARMALAT (1983)

TYRREL COSWORTH, BENETTON 1983

MCLAREN TAG PORSCHE- MARLBORO (1984)

TYRREL COSWORTH - DELONGHI (1984)

TOLEMAN HART - SEGAFREDO - (1984)

BENETTON BMW (1986)

LOTUS HONDA - CAMEL, (1987)

MARCH JUDD - LEYTON HOUSE , (1988)

JORDAN FORD - 7UP (1991)

JORDAN HART - SASOL , (1994)

MCLAREN MERCEDES BENZ - WEST - (1998)

ARROWS SUPERTEC - ORANGE - (2000)

JAGUAR - HSBC , (2003)

y dejo para el final mi favorito por motivos obvios.

RENAULT F1 - ELF - MILD SEVEN, (2003/2004)


domingo, 12 de agosto de 2018

FILMOGRAFIA; SUBWAY


Simpática y entretenida car chase protagonizada por Christopher Lambert a bordo de un Peugeot 205 GTI de primera generación, perseguido por un MB 500 SEL (W126)

Subway fue un film de 1985 dirigido por el galo Luc Besson,  especialista en mezclar acción y comedia con buenos resultados comerciales. 

La persecución transcurre en las cinematográficas calles de París, como otros tantos films que ya han aparecido en este blog; C'etait un rendez-vous, Ronin, o Frantic, convirtiendo a la Ciudad de la Luz en un escenario de pelicula.



sábado, 4 de agosto de 2018

GOLFEANDO; MONTE IGELDO


Una parada obligada en Donosti, es la subida al Parque de Atracciones del Monte Igeldo. Por su altura constituye un mirador privilegiado, pues desde allí obtendremos las mejores vistas de la Bahía de la Concha y de toda la ciudad. 

Igeldo es uno de esos lugares donde mar y montaña van de la mano en perfecta armonia.


BAHIA DE LA CONCHA


Para acceder a este parque tenemos dos opciones, una la más pintoresca subir en el Funicular, cuya estación está situada en las cercanías de la playa de Ondarreta

Este cremallera de 1912 es el tercero más antiguo en funcionamiento de España y cuenta todavía con la carrocería de madera original.


FUNICULAR MONTE IGELDO FUNICULAR MONTE IGELDO

No tan antiguo,  pero ya con unos cuantos años encima arrancamos el motor de mi viejo Golf y encaramos la segunda opción, la empinada y estrecha Carretera del Faro que salva en unos pocos minutos el considerable desnivel desde el mar a la montaña. En algunos tramos pasaremos por debajo de las vías.

IGELDO

Igeldo es el balcón de Donostia, y si podemos estacionar nuestro vehículo cada curva nos deparará un espectáculo natural, divisar los acantilados de la intrincada costa vasca, cincelados a través de los milenios por el continuo oleaje del Mar Cantábrico.


CARRETERA DEL FARO MONTE IGELDO

El viaje se hará más largo de lo debido si nos detenemos continuamente para admirar la belleza del paisaje.  

A la entrada nos encontramos un cobrador del peaje correspondiente para entrar con auto al parque, declarado en 2014 Conjunto Monumental.


ENTRADA PARQUE ATRACCIONES

No esperéis modernas y trepidantes atracciones tipo PortAventura, su encanto vintage no es otro que el de mantener activas atracciones y decoraciones de principios del siglo pasado y aptas para todos los públicos, como la Montaña Suiza, si habéis leído bien; lleva el apelativo de Suiza en lugar de Rusa, el porqué oficial lo podéis leer aquí.

BARQUICUELAS Y MONTAÑA SUIZA
TEATRO ABANDONADO CIMG6496 MONTE IGELDO CARTEL ESCAMAS BAQUESIL CIMG6512

Otro de los símbolos de Igeldo es su Torreón, antiguo faro marino y testigo impertérrito de la evolución de la ciudad desde su inauguración en un lejano 1778. 

Mejor no subir hasta su terraza situada a casi 200 mtrs. sobre el nivel del mar si sufrimos de pánico a las alturas.

TORREON IGELDO

Es hora de abandonar el pintoresco recinto y adentrarse en una carretera local que nos acercará hasta la localidad de Igeldo, antiguamente pueblo independiente pero en la actualidad es un barrio donostiarra. 

En su plaza,  que alberga la casa de la villa, encontramos retazos de su pasado rural como grandes caseríos o pesadas piedras de Arrastre de Bueyes.


AYUNTAMIENTO IGELDO CASERIO IGELDO CIMG6229

Hoy en día debido a su entorno privilegiado a orillas del Cantábrico,  en los alrededores del pueblo encontramos una oferta hostelera de todo tipo y para todos los bolsillos, desde casas rurales a campings, desde chiringuitos hasta restaurantes y hoteles con tres estrellas Michelín.

AKELARE

Si somos amantes de las excursiones a pie la zona ofrece restos de construcciones megalíticas.

A partir de aquí la carretera se aleja de la costa y se torna un camino rural estrecho pero asfaltado aunque de firme bastante irregular, pero nos permite continuar viaje hasta la cercana Orio, discurriendo entre parajes rurales y sus habitantes. 

GOLF IGELDO EL FIN DEL MUNDO SUBIENDO A VENTAS PASTANDO POR LOS CAMPOS DE IGELDO IGELDO